Untitled
Follow @asuntoskpitales
rss
Mis favoritos de AC
 
Cul sper peso?

You need to upgrade your Flash Player


DOMINGO, 13 DE FEBRERO DE 2011
Comments

Por Lupita Vzquez

Existen fuertes especulaciones o deseos de que el gobierno mexicano intervenga en el mercado cambiario para evitar una mayor apreciacin del tipo de cambio peso/dlar, ante la continua entrada de capital extranjero, y con ello evitar, para algunos, prdida de competitividad de las exportaciones mexicanas -va apreciacin de la moneda- y, para otros, una fuerte depreciacin si ocurriera una fuerte salida de capitales.

Al respecto quisiera hacer las siguientes reflexiones:

  • El peso mexicano se ha estado fortaleciendo recientemente debido, en buena medida, al incremento en el poder adquisitivo y al impulso del consumo domstico.

  • Recientemente el tipo de cambio peso/dlar ha reportado cierta volatilidad -desde un nivel de 12.34 pesos por dlar (p/d) a finales de diciembre de 2010 hasta ligeramente por debajo de los 12 ppd en das pasados-, reportando una apreciacin de 2.5% en lo que va de 2011 y de alrededor de 8% con relacin a agosto pasado. Pero no slo nuestra moneda se est apreciando frente al dlar, tambin lo estn haciendo la libra esterlina, el peso colombiano, la rupia de la India, el dlar de Singapur (estos dos ltimos grandes exportadores) y el euro. En contraposicin, el peso chileno, el yen japons y el real brasileo se estn depreciando, pases que de alguna manera estn interviniendo en su mercado cambiario.

  • La mejora econmica de un pas se ve reflejada en el fortalecimiento de la moneda. As lo venamos observando antes de la reciente crisis financiera internacional y hasta mediados de 2008, cuando nuestra moneda alcanz niveles por debajo de los 10 pesos por dlar (ppd). Sin embargo, ante los efectos de la crisis financiera internacional, el tipo de cambio peso mexicano/dlar sufri una fuerte depreciacin, de ms del 50% en tan slo 7 meses, ya que a febrero de 2009 lleg a ubicarse en niveles superiores a los 15 ppd, perjudicando principalmente a los consumidores que somos todos- y beneficiando slo al sector exportador, quien en ese entonces no se quej, sino al contrario.

  • La apreciacin que est experimentando nuestra moneda no debe ser motivo de preocupacin toda vez que es el reflejo de una mayor entrada de inversiones, consecuencia de la confianza que hemos generado por la adecuada conduccin de la poltica econmica y nuestro relativo buen desempeo econmico, luego de la crisis financiera internacional. Adems, contamos con mecanismos que nos permiten enfrentar un episodio de falta de liquidez. Entre stos se encuentra una acumulacin importante de reservas internacionales, que al da de hoy se encuentran en su nivel mximo histrico y que representan 1.1 veces la deuda externa del sector pblico, as como una amplia lnea de crdito (LCF) disponible para enfrentar cualquier desavenencia.

  • Ntese que el tipo de cambio del peso mexicano respecto al dlar an se encuentra depreciado -alrededor de un 11%- con relacin a los niveles que mantena en 2007, previos a la crisis (al igual que la libra esterlina, la rupia y el euro). En ese entonces, nuestra moneda registraba un nivel promedio de 10.9 ppd, mientras que ahora se ubica muy cerca de los 12 ppd.

  • Es innecesario intervenir el tipo de cambio, en primer lugar, porque los dficit de la cuenta corriente y balanza comercial de Mxico se han reducido en los ltimos dos aos, lo que sugiere que la tasa de cambio es competitiva (se ha fortalecido el sector exportador en Mxico, las exportaciones no petroleras se han incrementado desde 1993 como respuesta a las ventajas comparativas de Mxico). Adems, la poltica cambiaria no debe ser utilizada como una poltica o una herramienta de poltica comercial. En segundo lugar, porque una accin de este tipo podra poner en riesgo la estada de los bonos mexicanos en el ndice Global de Bonos Gubernamentales a Tasa Fija (WGBI por sus siglas en ingls) de Citigroup -cuya inclusin ocurri recientemente-, principalmente si se implementan controles a los flujos de capital. En tercer lugar, debido a que se espera que en breve los flujos de capital desaceleren su entrada, no slo para Mxico sino para muchas economas emergentes, relajando la presin sobre los tipos de cambio.

  • Afortunadamente el gobierno mexicano apoya la libre flotacin de la moneda toda vez que est consciente de que este rgimen garantiza la flexibilidad de los mercados y permite que los choques externos no sean absorbidos por el empleo y el ingreso de las familias.

  • Algunos analistas como Bank of America-Merrill Lynch, coinciden con estos argumentos y han descartado que en Mxico se d una intervencin en el tipo de cambio, proyectando que el tipo de cambio peso/dlar llegue a los 11.50 pesos en el primer trimestre de 2011.

  • Al igual que sucede con cualquier otro precio en el mercado, controlar el tipo de cambio slo generara escasez, algunos ganadores en el corto plazo y una gran mayora de perdedores a travs de un salario real disminuido. A la larga vendra el abrupto ajuste cambiario como ya bien sabemos los mexicanos.

En Mxico estn dadas las condiciones para invertir, la inflacin est bajo control, las reservas internacionales se encuentra en su nivel mximo histrico y los indicadores macroeconmicos continan con resultados favorables. Adems tenemos a nuestra disposicin, en caso de ser necesario, una lnea de crdito por 72 mil millones de dlares, por parte del Fondo Monetario Internacional. Contar con una moneda ms atractiva que otras fortalece el ingreso de los trabajadores y el consumo de las familias mexicanas. Adems, realmente los consumidores deseamos que nuestra moneda pueda lograr los niveles previos a la reciente crisis, conforme vayamos avanzando en el fortalecimiento de nuestra economa, y que el sector exportador busque elevar su competitividad va mayor productividad con la finalidad de que deje de presionar a las autoridades para que manipulen nuestro tipo de cambio slo en su beneficio.


Comentarios al artículo...
Comments powered by Disqus
 
 Encuesta
Qu problema se debe resolver de manera prioritaria?
La pobreza
La desigualdad
Untitled
Loading...

©2004-2015, Asuntos Capitales es una marca registrada legalmente por su propietario. Lea aquí información sobre los derechos.
Javascript Menu by Deluxe-Menu.com