VIERNES, 15 DE OCTUBRE DE 2010
Priísta desdeña reformas para crecer

¿Considera usted que, en caso de logar su registro, “México Libre” es una alternativa viable para tener una oposición fuerte?
No
No sé



El punto sobre la i
“Por mucho que nos duela a los liberales, ninguna Constitución es garantía de la libertad.”
Carlos Rodríguez Braun


Más artículos...
Manuel Suárez Mier
• El misterio chileno

Arturo Damm
• Capitalismo de compadres (II)

Asael Polo Hernández
• ¿Liquidar o estabilizar?

Arturo Damm
• Capitalismo de compadres (I)

Ricardo Valenzuela
• Mexicanos, ustedes no merecen ser libres

Arturo Damm
• Capitalismos

Isaac Katz
• Viejos pobres (I)


Pulsaciones...
• De la amnistía a la legalización

• Votar, ¿derecho u obligación?

• Extinción de dominio y Estado de chueco

• Ante la 4T, ¿qué hacer?

Luis Pazos







“Solamente quien ignora cómo Brasil nos rebasó en inversión gracias a la asociación de Petrobras y empresas privadas, Chile con un sistema fiscal moderno y competitivo y la India y China con legislaciones laborales más flexibles, se atreve a afirmar que no son necesarias las reformas fiscal, energética y laboral, tal como le pasa a Suárez Dávila.”


El ex diputado priísta y ex subsecretario de Hacienda en el Gobierno de Miguel de la Madrid, Francisco Suárez Dávila, señaló en un desplegado aparecido en el diario Reforma el pasado 5 de octubre, que la “trilogía de reformas estructurales: la fiscal, la energética y la laboral”, no sirven.

Suárez Dávila sostiene que en este Gobierno hemos sufrido la recesión más profunda y el crecimiento “más mediocre”. Olvida que cuando él fue subsecretario de Hacienda el país creció menos de la mitad que en este sexenio. En el sexenio (1983-88) cuando él participó en las decisiones de la política pública, la inflación fue de 3,710% y la devaluación de 1,420%, las más altas en la historia de México. El ex diputado priísta también olvida que han sido legisladores de su partido quienes en el Congreso han “sobrepolitizado” con decisiones “casi siempre mediáticas y electorales”, las reformas para hacer a México más competitivo, atraer más inversión, crear más empleos y crecer más.

El ahora profesor de la Universidad Iberoamericana no alcanza a desmentir con argumentos académicamente válidos una de las principales tesis de mi más reciente libro “¿Quién Manda en México?”, donde demuestro que sin la “trilogía de las reformas estructurales”, que él ridiculiza y su partido ha boicoteado en esta década, difícilmente alcanzaremos a crecer un 6% y generar un millón de empleos anuales.

Solamente quien ignora cómo Brasil nos rebasó en inversión gracias a la asociación de Petrobras y empresas privadas, Chile con un sistema fiscal moderno y competitivo y la India y China con legislaciones laborales más flexibles, se atreve a afirmar que no son necesarias las reformas fiscal, energética y laboral, tal como las han propuesto los dos últimos gobiernos y las ha obstaculizado el PRI desde el Congreso.

• Reformas estructurales • Problemas económicos de México • PRI

 Comentarios al artículo...
Comments powered by Disqus