LUNES, 11 DE NOVIEMBRE DE 2013
¿Seguridad igual a confianza?

¿A quiénes deben ir dirigidos los apoyos por parte del gobierno en esta crisis provocada por el Covid19?
A las personas
A las empresas
Sólo a las Pymes
A todos
A nadie



El punto sobre la i
“El gobierno es un mal necesario”
Thomas Paine


Más artículos...
Santos Mercado
• Después de la pandemia, a resolver la crisis económica

Manuel Suárez Mier
• Liderazgos fallidos

Arturo Damm
• Domingo, día clave

Fernando Amerlinck
• Hernán Cortés, el padre de la patria

Luis Pazos
• AMLO, ¿suicidio político?

Arturo Damm
• Lo ha dicho Negrete

Ricardo Valenzuela
• ¿Cómo llegó Marx a EU… y a México? (II)


Pulsaciones...
• De la amnistía a la legalización

• Votar, ¿derecho u obligación?

• Extinción de dominio y Estado de chueco

• Ante la 4T, ¿qué hacer?

Arturo Damm







“La caída en la inversión directa explica la menor tasa del crecimiento de la actividad económica, ¿pero qué explica la caída en dicha inversión?”


El crecimiento de la economía, medido por el crecimiento en la producción de bienes y servicios, depende de las inversiones directas, definidas como los gastos destinados a producir más, y que se traducen en apertura de más empresas, en mayor producción de bienes y servicios, en generación de más ingreso, y en creación de más empleos, inversiones que dependen de la competitividad del país, definida como la capacidad para atraer, retener y multiplicar inversiones directas, competitividad que depende, entre otras cosas, de reglas del juego que deben cumplir tres requisitos: 1) ser estables (que no varíen frecuentemente, y si varían que sea para hacerlas más justas y más eficaces); 2) ser justas (que reconozcan y garanticen derechos, ¡que realmente lo sean!); 3) ser eficaces (que generen, entre los agentes económicos, los incentivos correctos para lograr los fines propuestos por la regla). Sin reglas del juego con esas características no hay competitividad que valga, no hay inversiones directas suficientes, y no hay mayor crecimiento de la economía.

¿Hasta qué punto, lo dicho en el párrafo anterior, explica el “atorón” por el que pasa la economía mexicana? Entre enero y agosto del año pasado el crecimiento promedio mensual, en términos anualizados, de la actividad económica[1] fue del 4.2 por ciento. Un año después, para el mismo período del 2013, fue del 1.1 por ciento. Entre enero y julio del 2012 el crecimiento promedio mensual, en términos anualizados, de la inversión fija bruta (en instalaciones, maquinaria y equipo, inversión directa por excelencia), fue del 5.5 por ciento. Un año después, para el mismo período de este año, fue del menos 1.7 por ciento.

La caída en la inversión directa explica la menor tasa del crecimiento de la actividad económica, ¿pero qué explica la caída en dicha inversión? La inseguridad que generó, desde el inicio del sexenio, el anuncio de todas las reformas que el gobierno de Peña Nieto tenía la intención de llevar a cabo, y que ya ha propuesto (laboral, telecomunicaciones, energética, financiera, fiscal), reformas que suponen cambios en las reglas del juego, cambios que, mientras no sean conocidos y aprobados, generan inseguridad. Y eso, inseguridad, es lo que el gobierno generó con sus propuestas de reforma, con un agravante: dejó para el final la fiscal, aquella que, sobre todo en su parte tributaria, puede afectar más directamente el bolsillo de los agentes económicos, comenzando por los empresarios.

Hoy ya sabemos qué impuestos vamos a pagar a partir del 1 de enero del 2014, y ello genera seguridad, una de las variables que determinan la competitividad de un país, y que no hay que confundir con la confianza, otra de las variables involucradas en esa determinación, y con mayor peso que la primera. La seguridad que genera el saber qué impuestos vamos a pagar, ¿genera también, entre los empresarios, la confianza para que decidan invertir más en el país? La reforma fiscal, ¿ayuda a apuntalar la competitividad de la economía mexicana? No, de ninguna manera.

[1] Indicador Global de la Actividad Económica, INEGI.

• Reforma fiscal • Reformas estructurales • Problemas económicos de México

 Comentarios al artículo...
Comments powered by Disqus