MIÉRCOLES, 17 DE ENERO DE 2018
¿Consecuencia de la inflación?

¿Usted considera que la política debe estar por encima de la economía?
Sí, la política debe estar por encima de la economía
No, la economía debe estar por encima de la política
No, la economía debe estar al margen de la política
No sé



El punto sobre la i
“Trato de tomar los mejores elementos de la justicia social y de la libertad económica. Lo que exploro es la posibilidad de una tercera constelación, más alta que las otras dos, moralmente mejor. Libertad económica, sí; justicia social, sí.”
John Tomasi


Más artículos...
Manuel Suárez Mier
• ¿Responsabilidad social?

Arturo Damm
• IED, preocupante

Luis Pazos
• Más impuestos menos crecimiento ¡lógico!

Arturo Damm
• Desaceleración, más muestras

Ricardo Valenzuela
• ¿Quiénes controlan los gobiernos? (I)

Isaac Katz
• ¿Qué falló? (I)

Arturo Damm







“¿Hasta qué punto el repunte en la inflación, es decir, en la pérdida del poder adquisitivo del peso, explica la caída en el consumo privado?”


El desempeño de una economía debe medirse a nivel de la economía familiar, del bienestar de los miembros de las familias, bienestar que depende de la cantidad, calidad y variedad de los bienes y servicios de los que disponen, mismos que, dada la división del trabajo, hay que comprar.

Mes tras mes el INEGI reporta el comportamiento del consumo privado, que es las compras de los hogares residentes en el país de bienes y servicios de consumo, excluidas las compras de viviendas y objetos valiosos. Ya tenemos los datos para el pasado mes de octubre y las noticias no son buenas.

Entre enero y octubre de 2015, hace tres años, el consumo privado creció, en términos mensuales (comparando cada mes con el mes anterior), en promedio mensual, 0.58 por ciento. Entre enero y octubre de 2016, hace dos años, dicho crecimiento fue menor, del 0.29 por ciento. Entre enero y octubre del 2017, el año pasado, resultó todavía menor, 0.02 por ciento. Sumamos dos años con un crecimiento cada vez menor del consumo familiar. ¿Por qué? Una explicación la podemos encontrar en la mayor pérdida del poder adquisitivo del dinero que se registró en 2016 y 2017 o, dicho de otra manera, en el repunte inflacionario, que fue considerable.

Hace tres años, entre enero y octubre de 2015, la inflación promedio mensual fue del 0.12 por ciento. Un año después, entre enero y octubre de 2016, resultó mayor, del 0.21 por ciento. Transcurrido un año más, entre enero y octubre del 2017, resultó nuevamente mayor, del 0.50 por ciento. ¿Hasta qué punto este repunte en la inflación, es decir, en la pérdida del poder adquisitivo del peso, explica la caída en el consumo privado?

Ceteris paribus, a mayor pérdida en el poder adquisitivo del dinero (0.12, 0.21 y 0.50 por ciento) menor crecimiento del consumo privado (0.58, 0.29 y 0.02 por ciento) y, por ello, mayor deterioro en el bienestar de las familias, nivel al cual debe calificarse el desempeño de la economía.

• Problemas económicos de México

 Comentarios al artículo...
Comments powered by Disqus