JUEVES, 25 DE ENERO DE 2018
Globalización y mercado

¿La cancelación de la construcción de la planta de Constellation Brands en Mexicali representa un punto de quiebre entre el gobierno y los empresarios?
No, habrá más proyectos
Definitivamente



El punto sobre la i
“El gobierno es un mal necesario”
Thomas Paine


Más artículos...
Manuel Suárez Mier
• Crisis financiera en EU

Arturo Damm
• Condiciones de empleo y cuarentena

Santos Mercado
• La salud en manos de la burocracia política

Asael Polo Hernández
• AMLO pisotea a micro y pequeños empresarios: principales empleadores

Arturo Damm
• Son las empresas

Ricardo Valenzuela
• ¿Cómo llegó Marx a EU… y a Mexico? (I)

Arturo Damm
• Empobrecimiento


Pulsaciones...
• De la amnistía a la legalización

• Votar, ¿derecho u obligación?

• Extinción de dominio y Estado de chueco

• Ante la 4T, ¿qué hacer?

Arturo Damm







“Que la globalización y el mercado supone retos y problemas, sí, pero unos son los retos y los problemas, y otros los males.”


Nuevamente, dada la celebración del Foro de Davos, se ponen en la picota a la globalización y al mercado, vistos por algunos como las causas de muchos males, desde la desigualdad hasta la pobreza, desde el desempleo hasta el bajo crecimiento económico. Se trata (perdón por los neologismos) de los globalifóbicos y mercadofóbicos. ¿Tienen razón los globalifóbicos y mercadofóbicos al señalar a la globalización y al mercado como causas de males? Lo primero que hay que hacer para responder es tener claro qué es la globalización y qué es el mercado.

La globalización es el proceso por el cual los gobiernos van disminuyendo y eliminando las barreras que, de manera por demás arbitraria, impusieron a las relaciones entre personas de distinta nacionalidad, prohibiendo, condicionando o limitando esas relaciones. En este sentido la globalización es un proceso a favor de la libertad individual, que parte de reconocer que las personas, incluyendo las de distinta nacionalidad (lo que importa es la persona no su nacionalidad), tienen el derecho a relacionarse de la manera que más les convenga (por ejemplo: comercialmente). De llegar a buen término la globalización daría como resultado la globalidad, un mundo sin barreras artificiales impuestas por los gobiernos (por ejemplo: aranceles). Así vista y practicada la globalización (¿hay otra manera de verla y practicarla?), ¿tiene algo de malo?

Por su parte el mercado es la relación de intercambio entre compradores y vendedores, que siempre es un juego de suma positiva, ya que ambas partes ganan por el hecho de cada una valora más lo que recibe que lo da a cambio, de tal manera que el resultado de ese intercambio, es decir: del mercado, es un bien común. Común porque AMBAS partes ganan. Bien porque ambas partes GANAN. Así visto y practicado el mercado (¿hay otra manera de verlo y practicarlo?), ¿tiene algo de malo?

¿Qué tanta razón tienen los globalifóbicos y los mercadofóbicos en su crítica a la globalización y al mercado? Que la globalización y el mercado supone retos y problemas, sí, pero unos son los retos y los problemas, y otros los males.

• Globalización / Comercio internacional

 Comentarios al artículo...
Comments powered by Disqus