JUEVES, 10 DE OCTUBRE DE 2019
Consumo, a la baja

¿La cancelación de la construcción de la planta de Constellation Brands en Mexicali representa un punto de quiebre entre el gobierno y los empresarios?
No, habrá más proyectos
Definitivamente



El punto sobre la i
“El gobierno es un mal necesario”
Thomas Paine


Más artículos...
Manuel Suárez Mier
• Crisis financiera en EU

Arturo Damm
• Condiciones de empleo y cuarentena

Santos Mercado
• La salud en manos de la burocracia política

Asael Polo Hernández
• AMLO pisotea a micro y pequeños empresarios: principales empleadores

Arturo Damm
• Son las empresas

Ricardo Valenzuela
• ¿Cómo llegó Marx a EU… y a Mexico? (I)

Arturo Damm
• Empobrecimiento


Pulsaciones...
• De la amnistía a la legalización

• Votar, ¿derecho u obligación?

• Extinción de dominio y Estado de chueco

• Ante la 4T, ¿qué hacer?

Arturo Damm







“Si bien es cierto que la compra de satisfactores registra crecimiento, también lo es que éste resulta cada vez menor.”


Mes tras mes el INEGI reporta el Indicador del Consumo Privado en el Mercado Interno (ICPMI), que mide la compra de bienes y servicios, tanto nacionales como extranjeros, de las familias residentes en el país, sin considerar la adquisición de viviendas u objetos valiosos.

Dado que el bienestar de la gente depende de la cantidad, calidad y variedad de los bienes y servicios de los que dispone, la mayoría de los cuales hay que comprarlos antes de poder consumirlos, es que el comportamiento del ICPMI es un buen indicador del consumo de las familias y, por ello, de su bienestar. Ceteris paribus, a más consumo mayor bienestar, y viceversa.

Hace unos días el INEGI dio a conocer el ICPMI para julio. Estos son los principales resultados.

En términos anuales (comparando cada mes con el mismo mes del año anterior), la compra de satisfactores en julio del año pasado creció 2.2 por ciento. Un año después, en julio pasado, creció 1.0 por ciento (menos). Punto de comparación: fue en mayo de 2010 cuando, en lo que va del siglo XXI, la compra de satisfactores alcanzó su mayor crecimiento, 8.0 por ciento, y fue en mayo de 2009 cuando alcanzó el menor, con menos 11.2.

En términos anuales, durante los primeros siete meses de 2018 la compra de satisfactores creció, en promedio mensual, 2.13 por ciento. Un año después, entre enero y julio pasados, lo hizo a una tasa del 1.04 por ciento (menos). En los mimos términos, en junio creció 1.3 por ciento y en julio, mes después, avanzó 1.0 por ciento (menos).

En términos mensuales (comparando cada mes con el mes anterior), la compra de satisfactores en julio del año pasado creció 0.3 por ciento. Un año después, en julio pasado, creció 0.0 por ciento (menos). Punto de comparación: fue en junio de 2009 cuando, en lo que va del siglo XXI, la compra de satisfactores alcanzó su mayor crecimiento, 2.6 por ciento, y fue en enero de 2009 cuando alcanzó el menor, menos 3.7 por ciento.

En términos mensuales, durante los primeros siete meses de 2018, la compra de satisfactores creció, en promedio mensual, 0.01 por ciento. Un año después, entre enero y julio pasados, lo hizo a una tasa del 0.09 por ciento (más). En los mismos términos, en junio creció 0.7 por ciento y en julio, un mes después, creció 0.0 por ciento (menos).

Si bien es cierto que la compra de satisfactores registra crecimiento, también lo es que éste resulta cada vez menor. En julio, en términos anuales, creció 1.0 por ciento y, en términos mensuales, 0.0 por ciento, cifras que no permiten afirmar que en materia de bienestar vamos bien, sobre todo si aceptamos que el verdadero bienestar depende de los satisfactores que cada uno pueda comprar, no de los bienes y servicios que el gobierno, redistribuyendo el ingreso, pueda otorgar.

• Problemas económicos de México

 Comentarios al artículo...
Comments powered by Disqus