LUNES, 21 DE ABRIL DE 2008
El sediento de sedición

¿Usted cree que es buen momento para realizar inversiones en México?
No
No sé



El punto sobre la i
“Si del derecho a la vida se desprende el derecho a defenderla, del derecho a defenderla, ¿no se desprende el derecho a la portación de armas?”
Félix de Jesús


Más artículos...
Arturo Damm
• Empresarios

Manuel Suárez Mier
• Propaganda, censura y autocracia

Arturo Damm
• Progreso social, ¿hacia dónde?

Luis Pazos
• Pemex: ideologías contra aritmética

Arturo Damm
• Afirmaciones falaces

Ricardo Valenzuela
• Unión de Estados Americanos Socialistas (II)


Pulsaciones...
• De la amnistía a la legalización

• Votar, ¿derecho u obligación?

• Extinción de dominio y Estado de chueco

Godofredo Rivera







“Que se les acabe ya el botín a los burócratas y políticos. A los mexicanos no nos pasará nada. Si no hay petróleo, pues ni modo, a importarlo. Sería más eficiente hacer esto, que proseguir con el nefasto monopolio que sólo ha dejado a millones de mexicanos pobres, ah, y eso sí, a unos cuantos políticos, contratistas y sindicalistas ricos, muy ricos.”


Ahora resulta que López “salvó” la patria del albazo, del supuesto madruguete para privatizar a PEMEX. Sí, ahora resulta que López con su secuestro del Congreso nos “salvó” a los mexicanos. Una nefasta mentira más de López, el sediento de sedición, que busca el poder a cualquier precio. Entiéndase, los mexicanos no le importamos al Sr. López, sólo somos el vehículo para que este potencial dictador meta a toda su pandilla a la nómina gubernamental y de paso aplasten nuestros derechos a la libertad y a la propiedad.

 

Y lo peor, ahora resulta que los oponentes de López se la están creyendo; bisoñamente creen que López y su fauna quieren debatir. Por Dios, a este grupo de radicales lo que menos les importa es el intercambio de ideas. Lo único que quieren es ganar tiempo, hacer arengue, defender sus intereses y hacer agua del régimen calderonista. Lo único que les importa es destrozar a Calderón por la mala y llegar al poder para imponer su proyecto populista-comunista, sí esos regímenes que la historia ya demostró, fueron un verdadero desastre.

 

Por otro lado, el Ejecutivo está contra la pared. Se tardó en diseñar su estrategia para un plan más ambicioso de reforma a la paraestatal. Perdió a aliados priístas que estaban de acuerdo con que PEMEX cotizara en bolsa. El resultado, el arengue y secuestro de López y el endurecimiento del PRI en donde se están imponiendo los dinosaurios como Bartlett y Beltrones.

 

También escucho a periodistas decir que, “órale”, “es hora del debate”. A ver, ó esos periodistas no se enteran, ó son francamente incompetentes. El debate se viene llevando a cabo en diversos medios desde hace varias, varias semanas. En esta página tenemos ya años hablando sobre el tema.

 

Un verdadero debate de ideas debe tener como participantes no sólo a expertos en energéticos, sino también a liberales que defendemos a capa y espada el derecho a la vida, a la libertad y a la propiedad privada. Aquellos dizque intelectuales que apoyan a López en su locura, deberían ser honestos, no saben nada de economía, no saben nada de energéticos y no tienen nada de liberales. Pueden participar (así es la libertad), pero insisto, siempre aclarando que no conocen del tema. Hasta el momento, sólo uno de ellos lo ha declarado. Eso es honestidad excepcional intelectual.

 

Ahora bien, en toda democracia representativa, quien lleva a cabo la legislación para que se emprendan diversas políticas públicas, es el Congreso, no las masas, no la colectividad. Para ello se les paga a los señores del Congreso, para que se asesoren con expertos. Sí, es cierto, nuestra actual partidocracia necesita una reforma política profunda, que le dé incentivos a los políticos a ser competentes, a rendir cuentas a los ciudadanos, no a sus cúpulas. Pero de eso a dejarle al pueblo (¿?) la decisión, por favor, no hay que ser estúpidos, ese es el camino al infierno, ese es el camino al asambleísmo jacobino, en donde la masa está por encima de los individuos.

 

Sí, esa es la trampa de López, “que el pueblo decida”; ese fue el camino para que por la vía democrática en varias ocasiones tomaran el poder dictadores comunistas y fascistas.

 

Por ahí a un analista (al que yo considero inteligente) se distrajo y habló de un plebiscito. No, así no se solucionan los problemas complejos de México. México no es Escandinavia.

 

Si el Presidente Calderón quiere salir bien librado de esto, debe aplicar la ley a López y su pandilla, si no, seguirá el chantaje del sediento de sedición. Ya fue el Congreso, siguen puertos, carreteras, aeropuertos y pozos petroleros. ¿Cuál es el antídoto contra el sediento de sedición? La ley. Presidente Calderón, ¡usted es abogado!

 

Ahora, respecto de la mediocre propuesta presidencial para reformar PEMEX, yo francamente preferiría que PEMEX quiebre, esa sería la única manera en que los políticos se pondrían a trabajar en serio para cambiar de fondo a la paraestatal quebrada (amigo lector, ¿Le prestaría dinero a una empresa cuya deuda está por arriba de los 100 mil millones de dólares? ¿Le prestaría dinero a una empresa que sólo este año debe amortizar 10 mil millones de dólares? Yo, francamente no) y no un mero maquillaje. En Brasil, sólo la escasez energética hizo que los políticos se pusieran las pilas.

 

No nos cansaremos de decir, PEMEX no es de los mexicanos, PEMEX es la “gallina de los huevos de oro” del gobierno (en todos sus niveles y de todos los partidos), de los políticos aspirantes al poder y, por supuesto, de su nefasto sindicato. Así las cosas, amigo lector, prefiero que se les acabe el botín a los burócratas y políticos. A los mexicanos no nos pasará nada. Si no hay petróleo, pues ni modo, a importarlo. Sería más eficiente hacer esto, que proseguir con el nefasto monopolio que sólo ha dejado a millones de mexicanos pobres, ah, y eso sí, a unos cuantos políticos, contratistas y sindicalistas ricos, muy ricos.

 

La toma del Congreso

 

Definitivo, la izquierda mexicana es un verdadero peligro para México. Hablamos en especial de esa rancia izquierda que encabeza el sediento de sedición, López Obrador. Lo sucedido en el Congreso es sólo una pequeña muestra de lo que habría hecho el Mesías tropical en caso de haber llegado al poder. Lo mencionamos alguna vez en este espacio, todos los dictadores lo primero que hacen es clausurar el Congreso para eliminar de lleno a los opositores que se vuelven un estorbo para sus planes mesiánicos. Ya salió por ahí un “spot” en televisión que ya ofendió a López. Claro, en el mismo le dicen sus verdades. A ver si ahora no sale el golpeado IFE a hacerle el juego a López, a hacerle el juego a la minoría que quiere secuestrar a los mexicanos, y a frenar la libertad de expresión.

• Petróleo

 Comentarios al artículo...
Comments powered by Disqus