VIERNES, 22 DE MAYO DE 2009
Caída libre, ¿superada?

La decisión de López Obrador de liberar al hijo del "Chapo" Guzmán recién capturado fue...
Un acierto
Un error
No sé



El punto sobre la i
“Todo gobierno, por supuesto, va contra la Libertad.”
H.L. Menken


Más artículos...
Roberto Salinas
• Populismo en América Latina

Arturo Damm
• Narcotráfico (III)

Arturo Damm
• Narcotráfico (II)

Víctor Hugo Becerra
• México: Del Estado fallido al Estado vencido

Arturo Damm
• Narcotráfico (I)

Manuel Suárez Mier
• Estancamiento sincrónico

Arturo Damm
• Riqueza


Pulsaciones...
• De la amnistía a la legalización

• Votar, ¿derecho u obligación?

• Extinción de dominio y Estado de chueco

• Ante la 4T, ¿qué hacer?

Arturo Damm







“Después de meses de caída libre, ésta se detuvo y se dio una inflexión, siendo que el primer paso hacia la recuperación es el cambio desde resultados cada vez más malos hacia resultados cada vez menos malos, hasta que se vuelvan buenos.”


En el último Pesos y Contrapesos usé los datos más recientes de exportaciones y actividad industrial para mostrar que, al menos en tales materias, la caída libre se había superado, lo cual no quiere decir que la actividad industrial y las exportaciones se encuentren ya en franca recuperación. Quiere decir que, después de meses de caída libre, ésta se detuvo y se dio una inflexión, siendo que el primer paso hacia la recuperación es el cambio desde resultados cada vez más malos hacia resultados cada vez menos malos, hasta que se vuelvan buenos.

 

Otra variable que detuvo la caída libre es el tipo de cambio, que inició el año en 13.93 pesos por dólar; que alcanzó, el 5 de marzo, en 15.48, el que hasta hoy sigue siendo el máximo histórico, y que cerró, el pasado día 20, en 12.97 pesos por dólar, ubicándose por debajo del nivel en el que inició el año, lo cual da como resultado, no solamente la detención de caída libre, sino una importante recuperación (revaluación de 16.2 por ciento entre el 5 de marzo y el 20 de mayo).

 

Una variable que mostró, en marzo, una inflexión, fue la creación de empleos en el sector formal de la economía: en enero y febrero se perdieron, respectivamente, 105 mil 015 y 46 mil 601 empleos, y en marzo se crearon 13 mil 325, con lo cual cambió la tendencia y apuntó en la dirección correcta, ¿Qué sucedió en abril? Se perdieron 60 mil 218 empleos, con lo cual, apuntando en la dirección equivocada, volvió a cambiar la tendencia, muestra de que una golondrina no hace verano.

 

¿Qué tenemos? Claroscuros, que, afirmará más de uno, se vuelven más oscuros que claros ante la caída de 8.2 por ciento del PIB, durante el primer trimestre del año, la mayor contracción desde el segundo trimestre de 1995 (-9.2 por ciento), lo cual hace difícil aceptar la tesis a favor del fin de la caída libre, sobre todo por tratarse de la variable más importante en materia económica: la producción de bienes y servicios. Lo primero que hay que tener presente es que ese dato abarca del 1 de enero al 31 de marzo, siendo que ya pasaron siete semanas, a lo largo de las cuales pudo haberse detenido la caída libre, que en materia de PIB fue libérrima. En segundo lugar hay que considerar que el primer trimestre estuvo compuesto por tres meses, y que habrá que esperar a que el INEGI reporte, el 27 de mayo, el Indicador Global de la Actividad Económica, correspondiente a marzo, para saber que sucedió, en materia de actividad económica, mes tras mes, durante el primer trimestre, información que ya comentaré en su momento, adelantando que en enero, con relación a diciembre, la actividad económica cayó 3.87 por ciento, mientras que en febrero, con relación a enero, creció 0.82. ¿Qué habrá sucedido en marzo, sobre todo en comparación con febrero, no con marzo del año pasado? Lo sabremos el miércoles 27.

• Problemas económicos de México

 Comentarios al artículo...
Comments powered by Disqus