LUNES, 31 DE MAYO DE 2010
No al boicot, ¡Bien!

¿Usted cree que la economía mexicana entrará en recesión en los próximos meses?
No
No sé



“Incluso si la ausencia de gobierno realmente significara anarquía en un sentido negativo y desordenado, que está lejos de ser el caso, incluso entonces, ningún trastorno anárquico podría ser peor que la posición a la que el gobierno ha dirigido a la humanidad.”
Leon Tolstoy

Arturo Damm







“La titular de la Secretaría de Relaciones Exteriores, Patricia Espinosa, rechazó que el Gobierno Federal vaya a apoyar algún boicot económico contra Arizona, con el fin de presionar a quienes, en aquel estado, apoyan la ley SB 1070, postura por demás sensata.”


Untitled Document

La titular de la Secretaría de Relaciones Exteriores, Patricia Espinosa, rechazó que el Gobierno Federal vaya a apoyar algún boicot económico contra Arizona, con el fin de presionar a quienes, en aquel estado, apoyan la ley SB 1070, postura por demás sensata porque 1) no se deben defender derechos violando derechos; porque 2) un boicot económico perjudicaría, en Arizona, a quienes ni la deben ni la temen, es decir, a quienes ni redactaron ni promulgaron la mentada ley; porque 3) dicho boicot perjudicaría, también, a muchos mexicanos. Por todo ello la oposición del Ejecutivo Federal al boicot es sensata.

Lo primero que hay que tener claro, a la hora de intentar comprender el NO al boicot, es que el mismo violaría el derecho a la libertad, de mexicanos y arizonenses, para establecer las relaciones comerciales que consideren ventajosas para cada uno de ellos, cayéndose en el mismo tipo de conducta que supone la ley SB 1070: la violación de derechos. ¿Cómo calificar la defensa de un derecho, al libre tránsito de personas, que supone la violación de otro derecho, al libre intercambio de mercancías? ¿De justa?

En segundo término, al momento de intentar entender el NO al boicot, hay que tener claro que el mismo castigaría a arizonenses que ni redactaron, ni promulgaron, la ley SB 1070, por lo cual pagarían justos por pecadores, sin pasar por alto que muchos de esos justos bien pueden estar en contra de la ley antiemigrantes y, con el boicot, saldrían perjudicados. ¿Cómo calificar la defensa de un derecho, al libre tránsito de personas, que supone castigar a inocentes, quienes no tuvieron nada que ver, ni con la redacción, ni con la promulgación, de la ley SB 1070? ¿De justa?

Por último, hay que tener claro, si lo que se quiere es entender el porqué del NO al boicot, que el mismo perjudicaría, no solamente a las contrapartes comerciales de los mexicanos en Arizona, sino también a las contrapartes comerciales de los arizonenses en México, que no son otros más que muchos mexicanos que hoy se benefician de sus relaciones comerciales con muchos arizonenses. La pregunta vuelve a ser la misma: ¿Cómo calificar la defensa de un derecho, al libre tránsito de personas, que supone castigar a inocentes, quienes no tuvieron nada que ver, ni con la redacción, ni con la promulgación, de la ley SB 1070, y que para colmo de males son mexicanos?¿De justa?

Algún legislador del PRI, criticando el NO al boicot, afirmó que el libre comercio, en contra del cual se levantaría el boicot, no está por encima de los derechos del ser humano, mismos que viola la ley antiinmigrantes, razón por la cual, según él, el boicot se justifica. A tal legislador le recuerdo, por si se le olvidó, o le enseño, por si no lo sabe, que el libre comercio supone garantizar el derecho a la libertad de intercambiar, libertad que, junto con la vida y la propiedad, integran los tres derecho naturales del ser humano.

• Migración

 Comentarios al artículo...
Comments powered by Disqus