VIERNES, 6 DE AGOSTO DE 2010
¿Cuál igualdad de la mujer?

¿A quiénes deben ir dirigidos los apoyos por parte del gobierno en esta crisis provocada por el Covid19?
A las personas
A las empresas
Sólo a las Pymes
A todos
A nadie



El punto sobre la i
“El gobierno es un mal necesario”
Thomas Paine


Más artículos...
Fernando Amerlinck
• Hernán Cortés, el padre de la patria

Luis Pazos
• AMLO, ¿suicidio político?

Arturo Damm
• Lo ha dicho Negrete

Ricardo Valenzuela
• ¿Cómo llegó Marx a EU… y a México? (II)

Arturo Damm
• Empresario = Benefactor

Santos Mercado
• Una sociedad bien organizada

Víctor Hugo Becerra
• El coronavirus es el iceberg y México es el Titanic


Pulsaciones...
• De la amnistía a la legalización

• Votar, ¿derecho u obligación?

• Extinción de dominio y Estado de chueco

• Ante la 4T, ¿qué hacer?

Luis Pazos







“Sin demagogias reconozcamos la inteligencia y las habilidades de muchas mujeres, que en muchos casos son superiores a la de muchos hombres, pero no hagamos populismo electorero afirmando que en todos los aspectos las mujeres deben ser consideradas iguales a los hombres.”


Untitled Document

Durante casi toda la historia del ser humano, la mujer ha sido considerada socialmente inferior al hombre. Hasta a mediados del siglo pasado, aún en muchos países democráticos, la mujer no votaba y en la mayoría de los países musulmanes, a la fecha, todavía no tienen casi ningún derecho civil ni presencia social.

La mujer por naturaleza es diferente al hombre. Todavía la ciencia no ha logrado que el hombre se pueda embarazar y parir. Una señora me dijo que el hombre no tiene el valor de enfrentar los dolores del parto. En la familia juegan un papel diferente el padre y la madre. En el sexo son complementarios, y en la parte emotiva responden en diversa forma. No podemos hablar de igualdad en esos aspectos.

Las igualdades que debemos buscar es ante la ley, lo que implica no limitar legalmente a las mujeres para ejercer un cargo o derechos en el ámbito político, económico o social; pero aún en la ley hay legislaciones que las protegen y les dan un trato preferencial, que en algunos casos es justificado.

Es una posición populista y electorera hablar de cuotas en los puestos públicos para las mujeres. En las elecciones para diputados en el 2009 en México, los partidos PRI, PVEM y PRD postularon mujeres para cumplir formalmente con la cuota de género y después les pidieron su renuncia. Esa utilización de que fueron objeto, con tal de cumplir con la cuota de género marcada por la ley, es contra la dignidad de la mujer y es un engaño para los electores.

Las mujeres deben ocupar un puesto por su capacidad, no sólo por el hecho de ser mujeres. Entre mis alumnos, las más inteligentes y estudiosas son mujeres. Sin demagogias reconozcamos la inteligencia y las habilidades de muchas mujeres, que en muchos casos son superiores a la de muchos hombres, pero no hagamos populismo electorero afirmando que en todos los aspectos las mujeres deben ser consideradas iguales a los hombres.

• Demagogia • Política mexicana

 Comentarios al artículo...
Comments powered by Disqus