MARTES, 17 DE MARZO DE 2015
El femidiotismo o la bandera de los y las mujeres

¿Considera usted que, en caso de logar su registro, “México Libre” es una alternativa viable para tener una oposición fuerte?
No
No sé



El punto sobre la i
“Por mucho que nos duela a los liberales, ninguna Constitución es garantía de la libertad.”
Carlos Rodríguez Braun


Más artículos...
Manuel Suárez Mier
• El misterio chileno

Arturo Damm
• Capitalismo de compadres (II)

Asael Polo Hernández
• ¿Liquidar o estabilizar?

Arturo Damm
• Capitalismo de compadres (I)

Ricardo Valenzuela
• Mexicanos, ustedes no merecen ser libres

Arturo Damm
• Capitalismos

Isaac Katz
• Viejos pobres (I)


Pulsaciones...
• De la amnistía a la legalización

• Votar, ¿derecho u obligación?

• Extinción de dominio y Estado de chueco

• Ante la 4T, ¿qué hacer?

Fernando Amerlinck







“Digan lo que digan las voces de la sensatez, la economía y la tradición milenaria, hay que inventar una nueva causa para dar gusto al Feminismo Idiota.”


La última hazaña de los femidiotas en el DF y el Estado de México es decretar  que, conforme a los cánones correctos de equidad de “género”, las Mujeres (me pongo de pie, but of course) tienen derecho a escoger el apellido de sus hijos (o hijas, but of course) para definir si sus hijas o hijos deben portar en primer lugar el paterno o el materno.

Todo en loor (but of course) a la igualdad de “género”. No digo pero sí digo lo que en mis suuuuuuumamente obsoletas clases de idioma español aprendí: el sexo es de las personas —yo soy varón y mi esposa es mujer, porque los seres humanos se dividen en dos sexos—; y el género corresponde a las cosas: mi computadora, mi bacinica y mi pluma son de género femenino; mi coche, mi excusado y mi sillón pertenecen al género masculino.

Los que, como yo, somos profundos admiradores y amadores de las mujeres (sin que me quepa duda, la mejor, la más hermosa, la indudablemente superior parte de la humanidad), tenemos motivos para sentirnos ofendidos si, por hablar del “género” femenino (o como estúpidamente escriben, “Querid@s amig@s”), los correctos y correctas confunden a las humanas mujeres con materiales objetos. El sexo sólo parecería corresponder a lo que se hace con los órganos biológicos distintivos de varones y mujeres, que sólo circunstancialmente tienen que ver con la procreación de la especie. No importa atropellar la lengua española con tal de hacer avanzar las causas “feministas” y la perspectiva de “género”. Uf.

Hecho: llega el Día Internacional de la Mujer (respetemos las Correctamente Correctas y Patrióticas Mayúsculas.)
Pregunta políticamente correcta: ¿Qué hacer para avanzar (sic) con corrección política para la causa de las votantes (¡perdón!) de las mujeres?
Respuesta políticamente correcta: Hagamos que las Mujeres puedan (en loor a la equidad de género) escoger el apellido de sus hij@s.

Después de todo, son mujeres las que producen hijas e hijos ¿no? (Y reacciona indignado el coro machín: “A nosotros también nos costó trabajo reproducirnos.”) Pero entonces ¿por qué causa conservadora, neoliberal o capitalista deben los padres dar su apellido a l@s hij@s si son mujeres las depositarias de la Corrección Política Posmoderna de que disfrutamos y las que cargan a sus hijas e hijos en su muy femenina humanidad?

No: ¡no se vale! Digan lo que digan la historia, la genealogía, las costumbres de siglos, los costos, las complicaciones de decir “apellido paterno” y “apellido materno” en los formatos burocráticos, y las confusiones entre hermanos y hermanas que tengan apellidos inversos; digan lo que digan las voces de la sensatez, la economía y la tradición milenaria, hay que inventar una nueva causa para dar gusto al Feminismo Idiota. ¡Y combatir la discriminación apellidística!

Además, no hay otro camino correcto que el de la paridad de “género” en los puestos, las diputaciones, los cargos burocráticos y las chambas. Sepan lo que sepan, sean lo que sean, digan lo que digan, tiene que haber igual número de mujeres que de varones, así como de miembros y miembras (las feministas españolas así se hacen llamar) en las candidaturas y en las cámaras legislativas. Y nadie diga que predictar cuotas obligatorias es un prejuicio, porque los correctos jamás estarán de acuerdo con prejuicio alguno.

A todo esto, ¿cuál será el nuevo “derecho” que inventen los y las burócratas políticamente correctos y correctas en el próximo Día Internacional de la Mujer?

Propongo dos novedades, suficientes para empoderar a políticos y políticas oportunistas para los próximos dos años:

1. Decretar el Derecho Universal al Aborto (¡perdón!: interrupción legal del embarazo) a todas las mujeres que lo deseen y en todo el territorio nacional, con simple petición y sin comportar obligación alguna para ellas, evidentemente sin cobrar nada porque para las causas “sociales” está el erario público. (Quien critique el hecho de que todos y todas los y las contribuyentes pagaremos por tan preclaro derecho a “interrumpir” la vida de un ser distinto, podrá recibir gratuitamente el oprobio público y aparecer como retrógrada ante las buenas conciencias progresistas.)

2. Modificar el Himno Nacional Mexicano para que diga así:

Mexicanas y mexicanos al grito de guerra
El acero aprestad y el bridón…

Mas si osare un extraño enemigo o enemiga
Profanar con sus plantas tu suelo
Piensa ¡Oh Patria querida! que el cielo
Un soldado y una soldadera en cada hija e hijo te dio…

(Por razones de espacio omito las demás estrofas.)

De aquí a tres años ya se habrá decidido la próxima elección presidencial y los politiqueros y politiqueras no tendrán que pergeñar alguna otra femidiotez en adición a las anteriores. No importará; luego de tan progresistas propuestas, se habrá consolidado el liderazgo impulsor de tan progresistas causas.

En nuestr@ Méxic@ modern@ hay que avanzar en las causas feminist@s. ¡No se vale discrimin@r por géner@! Los y las mujeres tienen preferencia para tod@s l@s chamb@s y carg@s y ser depositari@s de tod@s l@s derech@s soci@les antigu@s, actu@les y futur@s que consagr@ nuestr@ Constituci@n.

• Populismo

 Comentarios al artículo...
Comments powered by Disqus