LUNES, 15 DE JUNIO DE 2015
Productividad a la baja

¿La cancelación de la construcción de la planta de Constellation Brands en Mexicali representa un punto de quiebre entre el gobierno y los empresarios?
No, habrá más proyectos
Definitivamente



El punto sobre la i
“El gobierno es un mal necesario”
Thomas Paine


Más artículos...
Santos Mercado
• Una sociedad bien organizada

Víctor Hugo Becerra
• El coronavirus es el iceberg y México es el Titanic

Arturo Damm
• Art. 39 CFF

Isaac Katz
• La gran crisis

Arturo Damm
• Comercio exterior, de mal en peor

Manuel Suárez Mier
• Crisis financiera en EU

Arturo Damm
• Condiciones de empleo y cuarentena


Pulsaciones...
• De la amnistía a la legalización

• Votar, ¿derecho u obligación?

• Extinción de dominio y Estado de chueco

• Ante la 4T, ¿qué hacer?

Arturo Damm







“IPIB - IHT, ¿Cuál de las dos mediciones nos muestra de mejor manera cómo vamos en materia de productividad?”


La productividad, bien definida (y que no hay que confundir con la competitividad), consiste en la capacidad para hacer más con menos, es decir, en el poder para producir más bienes y servicios (riqueza) con menos factores de la producción (recursos naturales -incluido el tiempo-; instalaciones, maquinaria y equipo; trabajo; recursos financieros; etc.), siendo un elemento fundamental para poder minimizar el problema económico básico de la escasez: no todo alcanza para todos, y menos en las cantidades que cada uno quisiera. En la medida en la que, con menos factores de la producción, seamos capaces de producir más bienes y servicios, iremos en la dirección correcta, enfrentando menor escasez y con posibilidades de mayor bienestar.

Trimestre tras trimestre el INEGI calcula y publica el Índice Global de Productividad Laboral, a partir de dos subíndices: el Índice del Producto Interno Bruto (IPIB) y el Índice de Horas Trabajadas (IHT). El primero mide la producción de bienes y servicios por persona ocupada y el segundo por hora trabajada. Para el primer trimestre de este año, estos fueron los resultados: IPIB, 111.9 puntos; IHT, 110.9 unidades. ¿Buenos o malos resultados?

Comparemos, primero, con los resultados del primer trimestre del 2014: IPIB, 109.1, mejora del 2.5 por ciento; IHT, 108.6, mejora del 2.1 por ciento. Desde este punto de vista, comparando un trimestre con el mismo trimestre del año anterior, la productividad laboral en México aumentó. Bien.

Comparemos, en segundo término, con los resultados del trimestre inmediatamente anterior, el cuarto del 2014: IPIB, 116.7, desmejora del 2.5 por ciento; IHT, 111.0, desmejora del 0.1 por ciento. Desde este punto de vista, comparando un trimestre con el trimestre inmediatamente anterior, la productividad laboral en México bajó. Mal.

¿Cuál de las dos mediciones nos muestra de mejor manera cómo vamos en materia de productividad? La segunda, y ésta muestra, para el primer trimestre del año, un retroceso en un renglón, la capacidad para hacer más con menos, la facultad para reducir costos de producción, crucial para el progreso económico.

• Problemas económicos de México

 Comentarios al artículo...
Comments powered by Disqus