Pesos y contrapesos
Jul 23, 2015
Arturo Damm

Ingresos, desigualdad y pobreza (III)

¿Es la desigualdad de ingresos la causa de la pobreza? Y si no, ¿cuál es?

En México, según la Encuesta Nacional de Ingresos y Gastos de los Hogares 2014 (ENIGH14), el ingreso total de los hogares ubicados en el 10 por ciento más rico fue 18.2 veces mayor que el ingreso total de los hogares ubicados en el 10 por ciento más pobre, desigualdad que muchos ven como un problema y como la causa de la pobreza, por lo que, para ellos, eliminando la desigualdad (en el mejor de los casos) o disminuyéndola (en el peor) se matan dos pájaros de un tiro: se resuelve el problema y se termina con la pobreza. ¿Será?

¿Es la desigualdad en materia de ingresos un problema? Si la respuesta es afirmativa, ¿cuál es ese problema? ¿Es la desigualdad en materia de ingresos causa de problemas? Nuevamente, si la respuesta es afirmativa, ¿cuáles son esos problemas? Si A, realizando honestamente un trabajo lícito, genera más ingreso que B, quien también realiza de manera honesta un trabajo lícito, ¿cuál es el problema o qué problema podría generar esa desigualdad?

¿Es la desigualdad la causa de la pobreza? Si A genera más ingreso que B, siendo el ingreso de A suficiente para satisfacer sus necesidades, y el de B insuficiente, ¿la situación de pobreza de B se debe a la desigualdad (A genera más ingreso que B) o a su baja remuneración (B no genera ingreso suficiente)?

En 2014 el ingreso total mensual del 10 por ciento de los hogares más pobres fue de 2,572.00 pesos. El del 10 por ciento más rico alcanzó los 46,927.67 pesos, resultando 18.2 veces mayor. Si por arte de magia el ingreso de todos los mexicanos se multiplicara por cien, el ingreso total mensual del 10 por ciento de hogares más pobres sería 257,200.00 pesos, el del 10 por ciento de hogares más ricos alcanzaría los 4,692.767.00, la desigualdad sería la misma, 18.2 veces, pero, al nivel de precios actual, no habría pobreza.

¿Es la desigualdad de ingresos la causa de la pobreza? Y si no, ¿cuál es?



Comments powered by Disqus
El punto sobre la i

El problema, para los dictadores, es que no pueden eliminar la libertad del ser humano. Sólo pueden prohibir su ejercicio, prohibición a la que se opone, precisamente, la libertad.

Othmar K. Amagi
Entrar
Encuesta de la semana
Termina la era “TLCAN” y comienza la era “T-MEC”. ¿Considera que será suficiente para remolcar a la economía mexicana y hacerla crecer a pesar de que los motores internos están apagados (consumo, inversión, inversión gubernamental)?
Artículos recientes...