LUNES, 6 DE JUNIO DE 2016
López y Morena, ¿austeridad y honestidad?

¿Ud. está de acuerdo en que el gobierno mexicano regale 100 millones de dólares a gobiernos centroamericanos para frenar la inmigración?
No
No sé



“Incluso si la ausencia de gobierno realmente significara anarquía en un sentido negativo y desordenado, que está lejos de ser el caso, incluso entonces, ningún trastorno anárquico podría ser peor que la posición a la que el gobierno ha dirigido a la humanidad.”
Leon Tolstoy

Godofredo Rivera







“¿Quién parará a López y sus grupos mafiosos y porriles que le acompañan?”


Desde hace ya algunos años López Obrador anda campaña tras campaña para la presidencia de la república. Y su lema es honestidad y austeridad. Pero eso es sólo el discurso. En la vida real López está lejos de ser un hombre austero. En sus recientes giras de proselitismo político López se transporta en una camioneta suburban 2015, de esas que cuestan más de 750 mil pesos (¡vaya austeridad!). Uno de sus hijos y una de sus nueras cobraban sin trabajar, es decir, andaban de “aviadores” en alguna dependencia del gobierno (¡vaya honestidad!). Y ya no hablemos de que a López le encanta usar relojes que cuestan varios miles de pesos; y qué decir de los lujos con que viven sus hijos. Qué vergüenza y cinismo, todo a costa de los contribuyentes. Y uno de sus hermanitos haciendo también “transas” en el estado de Tabasco. Nada de austeridad y honestidad, pura hipocresía política con cargo al Erario.

¿De qué vive López Obrador? No es funcionario, no ocupa cargo político alguno y menos es empresario (casi ningún político mexicano sabe ganarse la vida en el mercado, en el sector privado, siempre viven a costa de todos nosotros los contribuyentes). ¿Entonces de qué vive López?

López argumenta que vive de Morena, su partido político. Pues qué cinismo, todos los contribuyentes mantenemos a este peje parasitario.

¿Y por qué me hago estas preguntas amigo lector? Cuando salga publicado este artículo en esta página ya se habrán celebrado las elecciones a gobernador y a alcaldías en varias entidades del país. Y para empezar Morena arrasará en la CDMX y seguro triunfará en otras alcaldías. Esto se traducirá en más recursos para Morena y López y para que su peligroso proyecto populista avance. 

En general Morena no tiene el peso político de los otros partidos tradicionales, pero bajo las reglas de financiamiento que rigen a los partidos políticos en México, los ciudadanos que estamos en contra del proyecto político de López estamos obligados a financiarlo. Y peor aún, López apoya a los parásitos magisteriales de la CNTE (esos que solapan y agreden a maestros que sí hacen su trabajo) que quieren que continúe el viejo esquema ineficiente, corrupto, corporativista y mafioso sistema educativo que ha prevalecido durante décadas en el sistema de educación básica en México. Ya por eso la CNTE desde hace varias semanas ha apoyado la campaña de López y Morena en estas elecciones. López y el sindicalismo corporativista mafioso son lo mismo. Más pruebas contundentes no puede haber.

Por lo pronto, a Morena se le asignaron 120 millones de pesos el año pasado. Con su avance político, obtendrá más del pastel presupuestario asignado a los partidos políticos y para que López continúe arengando a grupos de dudosa reputación estudiantil, a parásitos magisteriales que no dan clases y realizan toda clase de actos vandálicos y a agrupaciones y movimientos sindicales mafiosos.

Hay estimaciones de que antes de que existiera Morena, López se gastaba anualmente más de 200 millones de pesos en su ilegal y adelantada campaña. Otra vez, ¿cuál austeridad y honestidad?, ¿de dónde ha salido este dinero?

Los partidos políticos todos están “quemados” en materia de escándalos y corrupción financiera, tal como el caso de López, al que le crece la nariz de pinocho cuando habla de honestidad y honradez.

Es necesario cortar las alas a todos los partidos en materia de financiamiento. Pero en especial al proyecto populista de Morena que sólo busca que el país se enfile al despeñadero al estilo venezolano. Morena y las viejas prácticas priistas son lo mismo. 

¿Quién parará a López y sus grupos mafiosos y porriles que le acompañan? Una solución, una reforma seria al financiamiento de los partidos políticos en México, en especial para cortar los avances de los populistas. 

Si los políticos quieren el poder que boteen, pero que jamás usen los recursos de los contribuyentes como hoy lamentablemente ocurre. Esa es la mejor arma contra el avance del populismo en México.

• Populismo • Demagogia • Buscadores de rentas

 Comentarios al artículo...
Comments powered by Disqus