MARTES, 15 DE NOVIEMBRE DE 2016
Tipo de cambio, ¿qué pasará?

A un año del comienzo del gobierno de López Obrador, usted cree que hemos mejorado en...
Economía
Seguridad
Ambas
Ninguna de las dos



El punto sobre la i
“El gobierno es, esencialmente, poder frente al ciudadano. ¿Qué lo justifica?”
Othmar K. Amagi


Más artículos...
Manuel Suárez Mier
• ¿Cómo se acaba la pobreza?

Arturo Damm
• Outsourcing

Luis Pazos
• AMLO: los buenos y los malos

Arturo Damm
• Desconfianza empresarial

Ricardo Valenzuela
• ¿Son los EU abanderados del capitalismo salvaje?

Arturo Damm
• Las expectativas

Isaac Katz
• Un pésimo año


Pulsaciones...
• De la amnistía a la legalización

• Votar, ¿derecho u obligación?

• Extinción de dominio y Estado de chueco

• Ante la 4T, ¿qué hacer?

Arturo Damm







“La tendencia al alza persistirá y la pregunta es: ¿hasta cuándo seguirá depreciándose el peso frente al dólar?”


Repasemos el comportamiento del tipo de cambio peso – dólar en lo que va del sexenio. Del 1 de enero de 2013 al 14 de noviembre de 2016 el tipo de cambio pasó de 12.97 a 20.87 pesos por dólar, lo cual dio como resultado una deprecación del 60.9 por ciento, en lo que va del sexenio. En lo que va del año, del 1 de enero al 14 de noviembre, el tipo de cambio pasó de 17.25 a 20.87 pesos por dólar, dando como resultado una depreciación del 21.0 por ciento, con un total de veinte máximos históricos. Del martes 8 (día de la elección en los Estados Unidos, y por lo tanto del triunfo de Trump), al lunes 14 (día en el que escribo este artículo), el tipo de cambio pasó de 18.51 a 20.87 pesos por dólar, lo cual dio como resultado una depreciación del 12.7 por ciento, y el establecimiento de tres máximos históricos. Ayer lunes el peso recuperó algo de terreno frente al dólar (20.87 contra 21.05 del viernes), pero la tendencia al alza persistirá y la pregunta es: ¿hasta cuándo seguirá depreciándose el peso frente al dólar?

La respuesta general es: hasta que se termine la incertidumbre que, primero por la participación de Trump en la campaña electoral estadounidense (¿ganará?), y ahora por el triunfo de Trump en la misma (¿qué hará?), ha estado presente en tiempos recientes, incertidumbre que se traduce en desconfianza, que se traduce en desconfianza en el peso, que se traduce en confianza en el dólar, que se traduce en crecimiento en la demanda de dólares que, de no compensarse con aumentos en su oferta, se traduce en incrementos en el precio del dólar, en la depreciación del peso.

¿Qué pasará con el tipo de cambio? Por lo pronto, hasta el 20 de enero, suponiendo que en esa fecha se respondan muchas preguntas, sintetizadas en una: ¿qué hará Trump como presidente?, seguirá la incertidumbre y, muy probablemente, la depreciación. Esto no se ha acabado.

• Tipo de cambio

 Comentarios al artículo...
Comments powered by Disqus