LUNES, 20 DE FEBRERO DE 2017
Empleo: cantidad y calidad

¿La cancelación de la construcción de la planta de Constellation Brands en Mexicali representa un punto de quiebre entre el gobierno y los empresarios?
No, habrá más proyectos
Definitivamente



El punto sobre la i
“El gobierno es un mal necesario”
Thomas Paine


Más artículos...
Santos Mercado
• Una sociedad bien organizada

Víctor Hugo Becerra
• El coronavirus es el iceberg y México es el Titanic

Arturo Damm
• Art. 39 CFF

Isaac Katz
• La gran crisis

Arturo Damm
• Comercio exterior, de mal en peor

Manuel Suárez Mier
• Crisis financiera en EU

Arturo Damm
• Condiciones de empleo y cuarentena


Pulsaciones...
• De la amnistía a la legalización

• Votar, ¿derecho u obligación?

• Extinción de dominio y Estado de chueco

• Ante la 4T, ¿qué hacer?

Arturo Damm







“¿En México cómo vamos en materia de empleo?”


El desempeño de una economía debe medirse a nivel de la economía familiar, y a ese nivel una variable importante es el empleo, considerado tanto cuantitativamente (¿hay para todos?) como cualitativamente (¿el ingreso es suficiente?). En México, ¿cómo vamos?

Durante el cuarto trimestre del 2016 la tasa de desocupación fue 3.6 por ciento de la Población Económicamente Activa (PEA), compuesta por hombres y mujeres, mayores de 15 años, que buscan trabajo: si lo encuentran se vuelven población ocupada; si no lo encuentran, y siguen buscando, son población desocupada. Este resultado, ¿fue bueno o malo? Comparemos: en el cuarto trimestre de 2013, 2014 y 2015 la tasa de desocupación fue 4.6, 4.4 y 4.2 por ciento de la PEA. Cuantitativamente el resultado fue bueno. ¿Y cualitativamente? Veamos.

Comienzo por la Tasa de Presión General, que incluye, además de los desocupados, a los ocupados que buscan empleo, una de cuyas causas puede ser una remuneración insuficiente en el trabajo actual, y que fue, durante el cuarto trimestre del 2016, del 6.5 por ciento (8.1 en 2015). Sigo con la Tasa de Subocupación, que es el porcentaje de la población ocupada que tiene la necesidad y disponibilidad de ofrecer más tiempo de trabajo de lo que su ocupación actual le permite, una de cuyas causas puede ser la necesidad de una remuneración mayor, y que fue del 7.1 por ciento (8.6 en 2015). Termino con la Tasa de Condiciones Críticas de Ocupación, que incluye a las personas que se encuentran trabajando menos de 35 horas a la semana por razones ajenas a sus decisiones, más las que trabajan más de 35 horas semanales con ingresos mensuales inferiores al salario mínimo y las que laboran más de 48 horas semanales ganando hasta dos salarios mínimos, y que fue del 13.1 por ciento (12.8 en 2015). Estas cifras muestran que, pese a la mejora que hubo en las dos primeras tasas, en materia de la calidad de los empleos falta mucho por hacer. Dichos porcentajes deberían ser cero.

• Empleo • Problemas económicos de México

 Comentarios al artículo...
Comments powered by Disqus