MARTES, 24 DE NOVIEMBRE DE 2015
PIB, bien pero no suficiente (II)

¿La cancelación de la construcción de la planta de Constellation Brands en Mexicali representa un punto de quiebre entre el gobierno y los empresarios?
No, habrá más proyectos
Definitivamente



El punto sobre la i
“El gobierno es un mal necesario”
Thomas Paine


Más artículos...
Santos Mercado
• Una sociedad bien organizada

Víctor Hugo Becerra
• El coronavirus es el iceberg y México es el Titanic

Arturo Damm
• Art. 39 CFF

Isaac Katz
• La gran crisis

Arturo Damm
• Comercio exterior, de mal en peor

Manuel Suárez Mier
• Crisis financiera en EU

Arturo Damm
• Condiciones de empleo y cuarentena


Pulsaciones...
• De la amnistía a la legalización

• Votar, ¿derecho u obligación?

• Extinción de dominio y Estado de chueco

• Ante la 4T, ¿qué hacer?

Arturo Damm







“¿Por qué señalo que, con un crecimiento del 2.3 por ciento, en el tercer trimestre del 2014 volvimos a la normalidad?”


Durante el tercer trimestre del año la economía mexicana creció, en términos anuales (comparando cada trimestre con el mismo trimestre del año anterior) y desestacionalizados (por lo general las series económicas son afectadas por factores estacionales y de calendario, de tal manera que su ajuste proporciona las cifras desestacionalizadas, haciendo posible un mejor diagnóstico de su comportamiento) 2.6 por ciento. ¿Mucho o poco? ¿Bien o mal?

Comparemos, en primer lugar, el comportamiento del PIB, al tercer trimestre, de los últimos cuatro años: 2012, antes del “atorón” del 2013, 3.2 por ciento; 2013, durante el “atorón”, 1.6 por ciento; 2014, volviendo a la normalidad, 2.3 por ciento; 2015, con ligera recuperación, 2.6 por ciento, el mejor resultado desde el año del “atorón”.

¿Por qué señalo que, con un crecimiento del 2.3 por ciento, en el tercer trimestre del 2014 volvimos a la normalidad? Porque el crecimiento promedio anual de la economía mexicana, del primer trimestre del 2001, al segundo trimestre del 2014, fue 2.1 por ciento, de tal manera que el resultado del tercer trimestre del 2014, dos décimas de punto porcentual por arriba del promedio, puede considerarse dentro de lo normal.

Comparemos, en segundo término, el comportamiento del PIB, también en términos anuales y desestacionalizados, a lo largo del 2015: primer trimestre, 2.5; segundo, 2.4; tercero, 2.6 por ciento, el mejor resultado de los tres trimestres ya trascurridos del año en curso.

Para terminar comparemos, nuevamente en términos anuales y desestacionalizados, el resultado del tercer trimestre de 2015 con cualquier otro trimestre transcurrido después del 2013, el año del “atorón” ¿Hubo alguno con mayor crecimiento? No, solo hubo uno con igual crecimiento -2.6 por ciento-, el cuarto del 2014.

Resumiendo. Durante el tercer trimestre del 2015 el PIB logró, uno, el mayor crecimiento del 2015; dos, el mayor crecimiento, para cualquier tercer trimestre, desde el “atorón” del 2013; tres, empatado con el último trimestre de 2014, el mayor crecimiento, para cualquier trimestre, desde el “atorón”. Todo ello es bueno, pero no es suficiente.

Continuará.

• Problemas económicos de México

 Comentarios al artículo...
Comments powered by Disqus